La debilidad de los medios aumenta la propaganda y la manipulación

Con motivo de San Francisco de Sales, patrón de los periodistas, la Federación de Asociaciones de Periodistas de Castilla-La Mancha denuncia ante la sociedad, que es a quien debe responder el periodista en su labor de servicio público, que la debilidad, cada vez mayor, de los medios de comunicación está aumentando la propaganda y la manipulación de los poderes y su capacidad de influencia.

Las asociaciones de periodistas de la FAPE llevamos tiempo alzando la voz para decir a los ciudadanos que la debilidad del periodismo afecta de forma grave a toda la sociedad. Porque cuanto más débil es la prensa, más espacio hay para la manipulación y menos control pueden realizar los periodistas. Este control a los poderes que es la esencia del periodismo aunque los políticos suelen olvidar que detrás del periodista que pregunta están los ciudadanos y su derecho a ser informados.

“Los poderes públicos se están beneficiando del empobrecimiento de las redacciones, porque tienen más posibilidades de presionar. Y el desapego que la sociedad siente hacia el periodismo y la pérdida de credibilidad es proporcional al aumento de la manipulación y el servilismo que los poderes propician”, afirma Lidia Yanel, presidenta de la Federación regional de periodistas.

Esta situación, que la FAPE lleva tiempo denunciando, empobrece y debilita la democracia.

Las asociaciones de periodistas subrayamos que no son los periodistas los que han renunciado a su misión de control de los poderes públicos. Lo están haciendo los medios de comunicación, que son empresas inmersas en una doble crisis-la económica y la ligada a los cambios surgidos del ámbito digital- desde hace años y con muchas dificultades para mantener su independencia económica.

En particular, criticamos la manipulación de los poderes en los medios públicos, que tienen una gran responsabilidad a la hora de informar de una forma veraz y plural a la ciudadanía.

Constatamos que hay muchos periodistas que trabajan cada día para buscar la verdad y contarla, contrastar los hechos e intentar mantener su independencia. Y lo hacen aún a pesar de las presiones: casi el 80 % de los periodistas encuestados por la Asociación de Periodistas de Madrid en el último Anuario de la Profesión Periodística admitió haber recibido algún tipo de presión para modificar el contenido o la orientación de alguna información. En su mayor parte, presiones llegadas de su jefe o su empresa.

Los periodistas de Castilla-La Mancha acabamos de cerrar otro año negro para el empleo y para la profesión, sobre todo en Albacete. Desde que comenzó la crisis más de 500 empleos de periodistas se han perdido en la comunidad autónoma.

En este momento convulso, en el que muchos profesionales se esfuerzan por realizar un trabajo digno, queremos recordar a un periodista de raza que acaba de dejarnos, Manu Leguineche. Un periodista muy vinculado con Castilla-La Mancha, en particular con Guadalajara. Y recordamos una de sus enseñanzas: el periodista debe ser honrado.

Las asociaciones de la FAPE defendemos que el futuro del periodismo está en la calidad del contenido que elaboramos los periodistas. Insistimos en que la defensa de la libertad de prensa y del ejercicio de un periodismo digno atañe también a las instituciones y a los ciudadanos. Y consideramos necesario el ejercicio responsable del periodismo basado en la integridad, el rigor y las normas éticas y deontológicas.

La Federación de Asociación de Periodistas de Castilla-La Mancha está integrada por las asociaciones de periodistas de Albacete, Ciudad Real, Cuenca, Guadalajara, Talavera de la Reina y Toledo y cuenta con unos 500 periodistas asociados.

Comentarios

Comentarios

Canal de Noticias RSS

Usa nuestras RSS en tu lector de Feeds

Síguenos en Facebook

Síguenos en Twitter

Entradas recientes

Ir a arriba